17 jun. 2019

Mi amigo imaginario


Fuente realizada por medio de traspaso de la imagen con tóner, posteriormente utilizando un molde hice una fuente y una vez estuvo seco le puse tres patas, pero estas más de una vez se salieron y hubo que pegarlas con bisilicato de sodio.

Pinté con pigmentos la pieza y finalmente la esmalte con esmalte transparente, el esmalte absorbió por completo el tóner llevándose parte de la composición, por lo que repasé a pincel todo lo que estaba en traspaso y volví a hornearlo.



Quedé conforme con el resultado, aunque la pieza es muy grande y su manipulación es compleja.

La imagen original proviene de una de mis croqueras, esta hecha a tinta y lápiz de color.