20 jun. 2015

471

Hice esto para la casa de mis padres, no les diré el nombre de la calle :), y bueno nada, que utilicé como teselas algunas muestras de esmaltes fallidas y también otras hechas por timbre. Es un detalle los peces alrededor del gato, la elección del felino es simple, mi familia es amante de los gatos todas las generaciones y yo también, de hecho colecciono figuras de gatos, la cosa es que mi padre atiende en su oficina  y siempre hay un gato sobre su escritorio en mi familia los gatos tienen estatus de personas tu no los corres a menos que sea inevitable si no puedes escoger otra silla, la misma lógica se aplica en su oficina se le pregunta a la gente que asiste a reuniones si le molesta el gato que está en el escritorio (tienen dos) por lo que me pareció apropiada esta opción, muchas personas del rubro recordarán a la empresa y a  mi padre como el ingeniero amante de  los gatos.


 
Me gusta eso de usar la cerámica también para  cosas más cotidianas y domesticas, para dar un toque más personal al fin que la cerámica es cálida, es lógico que se utilice para cosas que responden a afectos.





Bueno, le gusta andar por distintas partes de la oficina, podría haberle hecho la mancha al gato del número pero me habrían acusado de favoritismo ya que tienen dos gatos, éste es "Fausto" mi favorito por que fue mi compañero, tenemos historia juntos,  pero tuve que dejárselos por un tema de espacio y sociabilización ahora somos sólo viejos amigos pero nuestra complicidad sigue intacta.


Pd. Aún no tengo práctica con el frague.